HIstoria

 

FOTOGRAFIAS Y VIDEO DE NICKY

FOTO 1

FOTO 2

FOTO 3

FOTO 4

FOTO 5

FOTO 6

FOTO 7

FOTO 8

HISTORIA

Nombre: Nicky
Fecha de nacimiento: 10-06-2011
Peso: 14 kg
Altura: 45 kg
Sexo: macho
Raza: cruce podenco
Salud: Positivo en Leishmania
Entro en refugio en enero 2017

NICKY es otro de los podencos abandonados por sus dueños, que una vez terminada la época de caza ya no sirven, y acaban llegando a las instalaciones de resur, de donde fue rescatado de la lista de sacrificio por ALBAYYASA para darle una oportunidad como tantos otros.

Nicky como viene siendo costumbre en los podencos, son perros muy sensibles que llegan con mucho miedo a todo, incluso a las personas.

Nicky, poco a poco fue perdiendo su miedo y habituándose al refugio y a sus compañeros.

Es muy muy tímido, callado y debido a su edad, pasa la mayor parte del tiempo descansando tranquilo, tumbado al sol en compañía de sus compañeros.

Respecto a las rutinas, participa en ellas de forma tranquila, sin alterarse demasiado, Nicky lleva su paso tranquilo y si no le apetece participar en las actividades, permanece en su cama tranquilo.

No es un perro juguetón y que demuestre normalmente su estado de ánimo………..se nota bastante que ha tenido que llevar una vida bastante dura y con falta de cariño, porque permanece impasible ante situaciones que sin embargo sus compañeros, se vuelven locos.

Por ejemplo, en el momento de llegar al refugio, Nicky nos mira y sigue a lo suyo………..si tiene ganas de participar del patio sale, pero si se siente demasiado observado, se agobia y entonces se esconde.

Es un perro que tiene muchos miedos e inseguridades, que a pesar del tiempo que lleva con nosotras, todavía no termina de superarlas, porque a pesar del trabajo diario con Nicky, sigue teniendo miedo a ruidos fuertes, movimientos extraños, a salir de su chenil para pasear es una situación que le provoca extres y se pone nervioso, incluso en alguna ocasión últimamente llega a tener una mala reacción,  por lo que tenemos que desistir y dejarlo tranquilo.

Esta reacción desconocida que últimamente ha mostrado, pensamos que a pesar del trauma vivido en su vida pasada, su raza podenca que por sí son perros muy inseguros y asustadizos, puede ser debido a que su vista parece un poco dañada y no ve con claridad, por lo que reacciona de esta forma.

Sin embargo en su chenil se encuentra tranquilo y seguro en compañía de sus compañeros, con los cuáles no tiene problema ninguno, por lo que necesita una familia donde haya uno o más perros que le ayuden a integrarse con su nueva familia, lo guíen y le proporcionen la seguridad y tranquilidad que necesita.

Actualmente estamos a la espera de examinarle la vista y trabajando sus paseos para que quiera salir y empiece a perder el miedo, que seguramente son la causa de sus reacciones.